Doan Ngo Festival

Ayer, 23 de junio, era el quinto día del quinto mes lunar y es una de las fiestas más grandes en Vietnam, después del año nuevo. Tiene que ver con el ciclo de la agricultura y con la llegada del verano, los campesinos aprovechan para eliminar las posibles plagas de sus cosechas, pero también las de sus familias, para ello comen unos pastelitos especiales ese día.

El ingrediente principal es una especie de arroz hervido fermentado, y lo toman para desayunar porque piensan que les ayudará a “desparasitarse”, aunque hoy en día entiendo que lo hacen más como una tradición.

Al medio día van a la pagoda a algún tipo de servicio religioso y el resto del día… fiesta! Es como una segunda nochevieja, comen y beben igual. Y estos dos días (nochevieja y doan ngo) son los dos únicos en los que está bien visto que una mujer beba alcohol.

El día anterior fui al mercado y estaba a reventar de gente, de puestos, de motos… Nunca lo había visto tan ajetreado. No podía entrar al  parking donde siempre dejo la bici, por fín me vió el chico que ya me conoce y me hizo un hueco, pero es que tras hacer las pocas compras que tenía que hacer, que me costarían 10 minutos, al ir a por la bici no se podía sacar!! me la tuvieron que sacar en volandas!

Fui adrede a comprar setas para hacer Banh Xeo para cenar, ya hablé de este plato en la entrada del curso de cocina, son una especie de crepes que se hacen con arroz y soja puestos a remojo toda la noche hasta que se hacen una pasta, luego se añade leche de coco, cúrcuma, cebolleta y sal. En la sarten se fríe un trozo de cerdo y una gamba y luego se echa la mezcla. Nosotros en vez de cerdo o gambas usamos setas. El banh xeo va relleno de brotes de soja, plátano, mango y diferentes hierbas. Y se acompaña de una salsa para mojar.

 

 

 

 

 

Aunque ya sabeis que a mi me gusta hacer todo lo más natural posible, hay cosas que me desbordan y pronto encontré un preparado de harina de arroz para hacer los banh xeo, así que no me tengo que preocupar de poner toda la noche a remojo el arroz y la soja.

En el mercado también compré la leche de coco en un puesto de zumos que tiene una señora con la que nos llevamos muy bien, eso sí, sin entendernos ni papa. La leche de coco es la pulpa del coco triturada con el agua del coco. La compro para hacer los banh xeo, para tomar sola y también hago con ella un curry de garbanzos y berenjenas que está de muerte.

Pero para nosotros la estrella de ese puesto no es la leche de coco, ni los maravillosos zumos de fruta tropical que te hace en el momento, nuestra bebida favorita es el nuóc mía, el jugo de la caña de azúcar. Rafa ya lo conocía, dice que cuando él era pequeño en el Cabanyal vendían, y luego lo volvió a probar el año pasado cuando estuvo en la República Dominicana. Pero yo no lo había probado nunca y me parece la bebida más buena y refrescante de cuantas he probado, mira que aquí hace calor, pero te tomas un nuóc mía y te quedas como nueva. Además te lo sirven con hielo picado y esta señora en especial cuando tritura la caña de azúcar suele meter también un trocito de lima, o de mango, o de piña, que le da un toque fabuloso.

 

 

 

 

 

 

Estas fotos las he sacado de internet, a ver si un día me acuerdo de hacerle las fotos a nuestra amiga porque se lo merece.

Aprovecho este momento para contaros la nueva faceta habilidosa de Rafa. Cuando llegamos a la casa donde vivimos ya un mes y que suponemos la definitiva, no había apenas muebles, la cocina y el comedor si que estaban amueblados pero en las habitaciones sólo estaban las camas. Le explicamos a la propietaria que necesitábamos armarios para colgar la ropa, aquella no nos entendía muy bien (vamos, nada) pero nos dijo que sí. El día que llegamos a la casa y nos encontramos al marido colgando percheros en cada habitación ya ni nos quejamos, nos dimos por vencidos. Pero como la necesidad agudiza el ingenio, se nos ocurrió la forma de tener armario sin gastarnos dinero, o no mucho. Y aquí es donde entra la señora del nuóc mía, le preguntamos dónde podríamos conseguir bambú, y sin pensárselo dos veces cogió la moto, nos dijo que la siguieramos y  nos llevó al jardín de su casa donde tenía bastante bambú. Le dió un machete a Rafa y suponemos que diría: Ala, corta! Rafa como Sandokan, machete en mano, cortó el bambú, y con los troncos, que medirían unos cinco mentros cada uno, nos subimos a la moto y pa casa. Imaginaros la escena, dos personas en una moto trasportando 3 troncos de bambú de unos 5 o 6 metros cada uno. Pero es que aquí eso es lo más normal, transportan en las motos cosas inimaginables. Rafa y yo comentamos de hacer una serie de fotos con las cosas más raras que vemos transportar en moto. Pero es difícil hacer fotos de algo en movimiento.

Y aquí os dejo el resultado final del estupendo armario que hizo Rafa con unos tronquitos de bambú:

Ahora nos ha dado la bambú manía y tenemos un tronco puesto en el patio como tendedero y Rafa se ha puesto otro tronco en el cuarto de baño para hacer dominadas.

¡Que tiemble Ikea!

Esta entrada fue publicada en cocina, Ecología, Hoi An, Vietnam. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Doan Ngo Festival

  1. Rosana dijo:

    Qué chulo! Vaya vaya Rafa, es un cajón de sorpresas! Jo, qué envidia me dais, de la sana claro, jajaja. ¿qué tal estaban los pastelitos o no comisteis?

  2. pilarclay dijo:

    El caso es que el día anterior, cuando fui a nuestra amiga a comprar la leche de coco, me ofreció un pastelito, y yo, que no tenía ni idea de la tradición, me lo zampé allí delante de ella pensando que era lo que debía hacer, pero ella me dijo algo y me miró con cara de “pero qué has hecho?”, yo no lo entendí, y al llegar a casa busqué en internet y me enteré de que eran para comer el mismo día de Doan Ngo en el desayuno, no el día anterior como había hecho yo!!!
    Del sabor ni me acuerdo, entre el follón del mercado, la bici por medio, el no saber qué hacer si comérmelo o no, nuestra amiga mirandome con cara rara… tendré que probarlo más. 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s