Lo que da de sí un poco de nata sobrante.

El sábado fue el cumpleaños de mi madre, y le hice una torta como la de San Valentín, para seguir practicando. Esta vez al comprar la nata tuve que comprar un brick de 500 ml, y sólo necesitaba 200 ml. Así que hoy, con la nata sobrante, he decidido hacer mantequilla. Yo pensaba que era más complicado, pero sólo tienes que batir la nata hasta que se separa la grasa del líquido, y obtienes por un lado la mantequilla, y por el otro el suero de mantequilla o buttermilk, muy usado en centroeuropa tanto como bebida como en repostería.

Para batir la nata he usado un batidora eléctrica con doble barilla. A mínima potencia durante unos 20 minutos, luego ves como poco a poco empieza a salir el líquido. Entonces cuelas la masa y haces una bola con ella, la amasas un poco y ya tienes la mantequilla!

Y el líquido sobrante:

 

 

 

 

 

¿Ahora que podemos hacer con esta mantequilla y esta buttermilk? Pues este bundt cake que tenía pendiente desde hace semanas:

Lo vi en una receta de Lola:

http://www.lolacocina.com/2012/01/bundt-cake-con-licor-de-cafe-y-chips-de.html

Desde ahora se acabó el tirar la nata sobrante!

Esta entrada fue publicada en cocina. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s