Nuevas ráfagas.

Ayer viernes, aunque los vientos huracanados habían desaparecido, mi vida siguió al ritmo del vendaval del día anterior.

Como primera ráfaga estábamos convocados para la presentación oficial de las XIII Jornadas Gastronómicas del Alto Palancia, que se celebrará los fines de semana del mes de febrero y el primero de marzo. Había un acto para la prensa a la una y media, y después pasábamos a una comida, todo en el Hostal Rural Espadán, en Azuébar. El matrimonio que lo lleva es una pareja muy agradable que conocimos el año pasado también durante estas jornadas. Nos sirvieron el menú que ellos ofrecen este año, muy buenos los entrantes, un "revuelto de morcilla aromatizada de confitura de tomate casero" y "nido de pasta de bacalao gratinado". Después hay tres primeros, tres segundos y tres postres a elegir uno de cada grupo, aunque a nosotros nos lo sirvieron completo como degustación. Todo no lo probamos, evidentemente ni la petaca de lechal ni el codillo ibérico (sí, lo sé, comí del revuelto de morcilla, pero la morcilla y el jamón son mis dos licencias), pero nuestros compañeros de mesa nos dijeron que estaba muy rico, así que puedo recomendar con tranquilidad la visita a este restaurante.
En una entrada aparte informaré de nuestro menú para este año.

La comida se alargó, además teníamos una conversación entretenida con el resto de comensales de nuestra mesa, Joaquín, del Bar Valencia de Viver, y dos chicas de El Tren Pita de Bejís, que nos contaron el origel de este nombre, son los apodos de sus abuelos, los fundadores del negocio familiar, el de él era "el tío tren" y el de ella "la tía pita", no sé si en otras zonas también, pero por aquí es costumbre de llamar "tío o tía" a las personas mayores, sean o no sean de tu familia, con las que tengas una cierta confianza.

De Azuébar llevé a Rafa a Teresa y de Teresa, como un torbellino, me fui a Valencia, a una conferencia de Eric Toussaint "Crisis internacional: hacia una nueva crisis de la deuda externa", en el edificio de La Nau de la Universidad de Valencia. Toussaint es el presidente del Comité para la Anulación de la Deuda del Tercer Mundo, CADTM. Acto organizado por Patas Arriba, grupo de deuda externa ATTAC y CADTM.

En la conferencia intentó analizar cuál es la interconexión de la
crisis financiera, la migratoria, la alimentaria y la climática. Así
como la manera en que la crisis está afectando especialmente a los
pueblos del Sur y las respuestas que están ofreciendo los gobiernos,
los grandes bancos o las Instituciones Financieras Internacionales. Según he leido en internet la charla duró más de hora y media, yo me tuve que salir antes porque tenía una cena pero en la web de CADTM pone que está grabada y la colgaran en breve.

Un último soplido me llevó al lugar de la cena, era un reencuentro con mis amigas, a las que veo en pocas ocasiones fuera de lo que es el bar, mi lugar de trabajo, y donde yo siempre estoy ocupada con mil quehaceres. Ahora que me estoy leyendo Luna Roja* pienso mucho en mis relaciones con las mujeres de mi vida y me parecía un buen momento para acercarme a ellas. Y aunque no nos reunimos para ningún acto de creatividad, como aconseja el libro, el mero hecho de comer juntas y de reirnos contando las historias de siempre sirvió para fortalecer nuestros lazos. Os quiero chicas.

*Luna roja es un libro de la autora Miranda Gray, en el que descubre todos los aspectos del ciclo mestrual femenino, nos
acerca a poderosos e influyentes arquetipos y nos ayuda a tomar
conciencia de los dones que subyacen a esa realidad tan cotidiana para
las mujeres.

Luna Roja ofrece a la mujer moderna una profunda y clarificadora visión
de su naturaleza cíclica y de los dones y posibilidades que encierra el
ciclo menstrual. Es ésta una obra desmitificadora, una auténtica ‘guía
de los ritmos femeninos’, que enseña a:

– Comprender las energías
del ciclo menstrual, cómo interaccionar con ellas y cómo emplearlas a
nivel creativo, sexual y espiritual.

– Vivir en armonía con las distintas fases de la ‘regla’.
– Valorar
esta ineludible realidad femenina y las potencialidades que encierra,
desterrando el tabú de que ha sido objeto durante tantos siglos.

– Redescubrir la profunda visión conservada en diversas tradiciones ancestrales.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Nuevas ráfagas.

  1. Amparo dijo:

    yo tambien te quiero pilar !!! gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s